Un año de faena. Exposición de carteles pintados, por Blanca Estevan y Daniel Luna Sol.

Ramal
Calle Nieto Bonal 
Salamanca
16 mayo – 7 junio
http://rinconramal.blogspot.com.es

Este debe ser el peor de los tiempos, dicen, un territorio de fantasmas que compiten por la urgencia de una mirada que les recuerde. Sí, en la radio dicen que este debe ser el peor de los tiempos, por eso han construido una ciudad de precariedad y tecnología punta. Por eso nos volvemos frágiles entre los deseos inalcanzables que otros nos han creado.

 

Pero esto debería ser un cuento, o una fábula o una leyenda. Y como todos los cuentos siempre tiene que haber un principio. Algo así como una puerta de entrada que invite a entrar a una fábula que aún no existe. Si alguien tuvo el privilegio de poder ir a algún concierto en La Faena II habrá descubierto que, incluso en el peor de los tiempos, hay quien pudo abrir una salida mitológica para esos sueños extranjeros, aún huérfanos, que nacen en cada concierto. 

 

Para encontrar una salida hay que buscar una puerta abierta, y eso es lo que Daniel y Blanca consiguen con cada uno de sus carteles. “Atrévete a entrar”, dice en cada uno de ellos. “Déjame entrar”, decimos nosotros, los habitantes invisibles que encontramos el reflejo de un espejo de feria que deforma la realidad y su reino. Sólo unas horas antes que comience el baile de los cuerpos. 

 

Créanme aún existen cazadores que se pierden en la noche buscando una fábula que acerque todos los astros separados.

 

Él aprendió cartografiar la sorpresa cuando todos duermen.

Ella marcaba con una equis de hilo rojo el lugar del próximo recuerdo.

Él jugaba a ser malabarista con pinceles fabricados en callejones de sombra.

Ella rescataba de la oscuridad el rojo de las caídas, el verde del amanecer y el azul de la lluvia sobre el asfalto.

Él llegó a entender por qué morían los sueños de colores.

Ella vestía de fechas todos los recuerdos invencibles.

 

Malabaristas de pinceles de sombra, forenses de sueños de colores, funambulistas de espirales suicidas, alquimistas de animales extinguidos, creadores de carteles de urgencia e ilustradores de palabras de emergencia.

 

Todo para nosotros, convertidos en coleccionistas de recuerdos envueltos de esa nostalgia que hace tanto daño.

 

Este debe ser el peor de los tiempos, dicen, porque sólo el peor de los tiempos rompe la escoba y devuelve el pincel a los genios. Donde debe estar, donde nunca debió irse, de donde nunca volverá a partir. Recuerden, visiten, agradezcan y reconozcan la imprescindible obra de Daniel y Blanca.

 

 

Un año de faena. Exposición de carteles pintados, por Blanca Estevan y Daniel Luna Sol.

"La exposición "Un año de faena" recoge los carteles y agendas mensuales realizados para la temporada faenil 2014-2015 por Daniel Luna Sol y Blanca Estevan. Se expondrán todos los carteles originales que sirvieron como ilustraciones de varios conciertos a lo largo de esa temporada.

Blanca y yo empezamos esta empresa en septiembre de 2014 con la idea de realizar carteles pintados a mano, sin usar photoshop. Lo conseguimos en el caso de los carteles, no así en las agendas mensuales donde al final usamos el ordenador para añadir los nombres de los grupos. Las cancelaciones y cambios hacían inviable que todo fuera en el mismo soporte físico pero diseñamos para el caso algunas tipografías artesanalmente. Estas tipografías también podrán verse en la exposición. Son todos en tamaño A3 y contienen técnicas variadas: acrílico, gouache, tinta, grafito, collage...
Terminamos al final de la temporada, en julio de 2015.


Lo hicimos todo con mucho amor por la pintura y por la música.

http://www.daniellunasol.es

https://www.facebook.com/blanca.estevan

https://www.facebook.com/Tirachuchaurus

Arte, Daniel Luna Sol, Blanca Estevan